Todo lo que debes saber de la cloración salina

Explicación básica del funcionamiento de un clorador salino

La experiencia me dice que son muchas las dudas o creencias erróneas que acompañan a la cloración salina, hoy voy a intentar aclararlas con conceptos básicos, sin tecnicismos. Estoy segura que cuando termines de leer este post te darás cuenta de todo lo que estabas haciendo mal y entenderás por qué no funcionaba todo tal y como te lo habían contado.

Todos hemos oido hablar de los beneficios de construir un piscina y desinfectar el agua con sal. Además de ser una idea que resulta atractiva, “un pedacito de mar en mi casa”, todos queremos los beneficios de bañarnos en agua salada.

Los problemas vienen cuando nos enfrentamos año tras año, temporada tras temporada al mantenimiento del agua y nos damos cuenta que aquello que debía facilitarnos la vida nos está complicando el verano.

El motivo es básicamente porque nos han contado el funcionamiento del clorador salino como si fuésemos químicos y no lo somos, confundimos clorador salino con regulador de ph, ph con cloro, acidez del agua con salinidad… ¿Os suena? pues vamos a intentar aclararlo de manera básica y sin tecnicismos.

¿Que es el clorador salino?

Básicamente es un aparato que produce cloro a partir de sal. Aparato que se puede instalar en el cuarto de depuración de tu piscina en cualquier momento, ya que es independiente del resto de componentes. Y la sal la añadimos a directamente al vaso de la piscina, según los metros cúbicos de agua que tenga y de los gr/l con los que trabaje el clorador salino.

Primer error que comete mucha gente, “pensar que por instalar un clorador salino no va a haber cloro en la piscina.”

Lo que no tenemos es acumulación de cloro, como ocurre con las pastillas. Pues el clorador salino solo produce cloro mientras está funcionando.

Segundo error, pensar que con el clorador salino necesito menos horas funcionando la depuradora.

El clorador salino solo se pone en marcha cuando la depuradora está funcionando que es cuando produce el cloro y las horas variarán en función de la temperatura del agua y número de bañistas, pero lo recomendable es que sea al menos de 8 horas diarias.

Tercer error en las piscinas salinas, instalar un clorador salino es de poca calidad y no dimensionado para nuestra piscina.

En ocasiones, bien por abaratar costes o por falta de información del instalador, encontramos piscinas con cloradores de poca calidad, bajo coste y mal dimensionados. Todos los fabricantes indican la cantidad de cloro que produce el aparato, los gramos de cloro que produce en una hora (gr/h). Existen unas tablas que marcan en función del volumen de la piscinas, los gr/h de cloro que necesitamos para su correcta desinfección. Por ejemplo para una piscina de 6 x 3 necesitamos un clorador que produzca de 10 a 15 gr/h. Como decía en el apartado anterior esto varía con la temperatura del agua y el número de bañistas.

A mayor temperatura del agua, mayor probabilidad que proliferen las algas por lo que necesitaremos más cantidad de cloro para desinfectar el agua. Mayor número de horas de clorador funcionando. Y lo mismo ocurre con el número de bañistas.

El único inconveniente que tiene el clorador salino es su tendencia a subir el pH del agua. Por lo que tendremos que vigilarlo de cerca, ya sea de forma manual o automática.

¿Salinidad del agua o acidez del agua?

Nada tiene que ver una cosa con la otra, cuando hablamos de salinidad nos referimos a los gramos de sal que contiene un 1l de agua. El agua del grifo contiene 0,05 gr por cada litro y el mar 33 gr por litro, aproximadamente.

Hoy en día encontramos cloradores salino que trabajan desde 3 gr/l a los de última generación, que trabajan a la salinidad de agua de mar 33 gr/l, siendo lo normal los cloradores que se mueven de 3 a 5 gr/l.

Cuando desinfectamos el agua por medio de un clorador salino, echamos los sacos de sal que correspondan directamente al vaso de la piscina. Donde se removerá y llegará hasta el clorador salino que es el encargado de descomponer químicamente las moléculas para obtener el cloro que será el encargado de la desinfección.

La acidez del agua nos lo va a marcar el pH, valor que es sumamente importe que se encuentre entre los valores correctos por lo que lo vamos a analizar con detenimiento.

¿Que es el pH del agua?

Independientemente del método de desinfección que usemos, pastillas de cloro, cloro líquido, clorador salino…el agua tiene un grado de acidez que es lo que nos da su pH. Y en las piscinas el pH debe estar entre 7 y 7,5, para decir que tenemos una agua saludable y apta para el baño. Con pH por encima o por debajo tendremos problemas con la desinfección, aún funcionando bien el clorador salino.

Cuando el pH está por encima de 7,5 hablaremos de ph básico y por debajo de 7,5 hablamos de ph ácido. ¿ Que es esto y como actuar?

Oscer piscinas

Los ph básicosCuando tenemos el pH por encima de de 7,5 el cloro no desinfecta correctamente. Vemos que el agua no está bien metemos horas de funcionamiento al clorador salino que produce cloro correctamente y el agua no aclara. No es problema del clorador salino, el cloro no hace su función, no desinfecta con pH básicos.


Los pH ácidos; Cuidado en estos casos, vamos a tener un agua “super” clara muy limpia. pero es MUY PELIGROSA, al agua ácida se come el revestimiento de las piscinas y no es apta para el baño; NO SE PUEDE USAR LA PISCINA CON PH ÁCIDOS, irrita las mucosas, mucho cuidado.

Esta desviación del pH podemos solucionarla manualmente, aportando al agua minorador de pH o aumentador de pH, siguiendo estrictamente las indicaciones del fabricante. Esta solución es tediosa y poca precisa.

Lo más cómodo para controlar tanto pH básicos como ácidos es instalar un regulador de pH automático.

¿Que es un regulador de pH automático?

Se trata de un segundo aparato que podemos programar para subir o bajar el ph de manera automatica.Lo normal es que lo usemos para bajar el pH ya que clorador salino tiende a subirlo. El regulador está midiendo constantemente el ph del agua y cuando hay una desviación de los valores que se le han marcado actúa inyectando unas gotas de ácido.

Un regulador de última generación inyectan de forma proporcional, es decir aportan más o menos ácido en función de las necesidades, según lo que varíe del punto de consigna. Y cuentan con una alarma de dosificación, que entra en funcionamiento cuando después de haber estado funcionando un tiempo determinado, para el que considera se debía haber alcanzado el ph programado no lo ha hecho, salta, nos avisa y se para. Con esto nos aseguramos que no haya una sobredosificación en caso de lectura errónea por posible avería de la sonda que mide el pH.

Otra ventaja de los cloradores salinos de última generación es que van conectados a una app que bien podemos controlar nosotros en el móvil o el instalador, si así lo preferimos y nos avisa constantemente de los valores de nuestra piscina. Total control de los parámetros de la piscina desde el móvil y desde cualquier parte.

Para completar el buen funcionamiento de la instalación debemos llevar un control de cloro.

¿Que es el control de cloro?

Hemos dicho que el cloro lo produce el clorador salino solo cuando está funcionando y no se va acumular en piscinas abiertas y altas temperaturas, ya que se evapora. Pero cuando tenemos una cubierta, bien tipo manta de burbuja, persiana, cubierta transitable o cubierta elevada, no se produce evaporación, si a eso le sumamos falta de uso y exceso de temperatura, el cloro que podemos llegar a tener es importante. Hay una acumulación de cloro y por lo tanto en ese momento la piscina deja de ser apta para el baño. 

Tenemos tres formas de controlar el cloro.

1.- De forma manual, con los clásicos botecitos de comparación de color.

2.- Midiendo el redox. Es un tercer aparato que añadiríamos a nuestra instalación que mide la capacidad de oxidación, no el cloro propiamente, pero de manera indirecta lo usamos de medida de cloro.

3.- Con un aparato que mida el cloro libre y que va integrado en los cloradores salino de última generación

Por lo que os recomiendo que tanto si estáis pensando en construir una piscina como si estáis hartos de las pastillas de cloro y queréis tener una piscina salada, hagáis una inversión un poco mayor y os decantéis por un clorador de última generación que te permita medir, ph y cloro, con total acceso a los controles de tu piscina desde la app instalada en el móvil y te quitarás de muchos quebraderos de cabeza.

Pero si me estas leyendo porque tienes la instalación hecha y no eres capaz de controlar el agua de tu piscina;

1.-Comienza comprobando las horas de funcionamiento de tu depuradora, mínimo el clorador salino debe funcionar 8h.

2.-Asegúrate que el clorador salino está bien dimensionado para tu piscina, en cuanto a los gr/h que te dá.

3.- Comprueba el ph del agua, si tienes un pH por encima de 7,5, por muchas horas que tengas funcionando el clorador salino el cloro no actúa.

4.- Si todo lo anterior está correctamente, escríbeme e intetaré ayudarte.

Buen día a tod@s!!

Deja tu comentario